Vivas nos queremos

En Argentina, cada 30 horas, una mujer es asesinada sólo por ser mujer. La mayoría de las víctimas son muertas a manos de sus propias parejas, de conocidos, de personas con las que contaban para construir un hogar.

El movimiento contestatario a la violencia contra las mujeres ha llegado a articularse en ambos mundos, el virtual y el real. La existencia de una marcha llamada “Ni una menos” que tiene también su ligazón en un hashtag del mismo nombre.

Las mujeres lideran las marchas por las calles, se vuelven visibles, monumentos andantes, cuerpos que son y que, a la vez, representan a las que han sido y que no volverán.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *